Página 65 - FVM

Versión de HTML Básico

Efectos sistémicos de la ventilación mecánica
65
7 Efectos sobre el aparato digestivo
7.1 Efectos en la mucosa gástrica
La ventilación con presión positiva incrementa la resistencia esplácnica,
disminuye el flujo venoso esplácnico y puede contribuir al desarrollo de
isquemia de la mucosa gástrica. Éste es uno de los factores implicados en
la mayor incidencia de úlceras gástricas y de hemorragia digestiva en los
pacientes graves ventilados mecánicamente, por lo que debe realizarse pro-
filaxis de la gastritis erosiva.
7.2 Disfunción hepática
Algunos pacientes bajo soporte ventilatorio mecánico con PEEP muestran
signos de disfunción hepática, reflejada por un aumento de la bilirrubina
sérica aunque no haya enfermedad hepática previa. Este efecto parece estar
relacionado con el descenso del gasto cardiaco (como consecuencia de la
reducción del retorno venoso), el movimiento descendente del diafragma
(con compresión mecánica de la superficie del hígado) y la disminución del
flujo arterial y portal (por aumento de la resistencia esplácnica), y todo ello
puede conducir al desarrollo de isquemia hepática.
8 Repercusiones fisiológicas de la intubación endotraqueal
A pesar de los avances tecnológicos y de la expansión de las indicaciones de
la ventilación mecánica no invasiva, la inserción de un tubo endotraqueal
sigue siendo la única opción viable para asegurar la vía aérea y permitir el
soporte ventilatorio efectivo. Así pues, la intubación endotraqueal es una
parte inseparable de la ventilación mecánica invasiva.
8.1 Respuesta cardiovascular a la intubación endotraqueal
En un paciente con anestesia poco profunda, la intubación endotraqueal
produce un aumento de la frecuencia cardiaca y de la presión arterial, me-
diado por reflejos neurales y liberación de catecolaminas. Estas respuestas
cardiovasculares pueden amortiguarse con fármacos sedantes, analgésicos