Página 126 - FVM

Versión de HTML Básico

126
Capítulo 7
la alimentación eléctrica, y otras programables en relación con la entrega de los
gases al paciente. Las alarmas esenciales (véase la tabla 7) que deben ajustarse
al inicio de la ventilación mecánica son las de presión inspiratoria, volumen
espirado (circulante y minuto), FR, F
I
O
2
y apnea:
Presión de la vía aérea.
La alarma de presión inspiratoria máxima suele
establecerse en 10 cmH
2
O por encima de la presión pico de la vía
aérea, y cuando se alcanza este límite finaliza la inspiración. Suele ac-
tivarse en caso de tos, secreciones abundantes, reducción de la distensi-
bilidad pulmonar o acodamiento del tubo endotraqueal o del circuito
ventilatorio. La alarma de presión inspiratoria mínima se programa
habitualmente en 5 a 10 cmH
2
O por debajo de la presión pico de la
vía aérea, y su activación es indicativa de desconexión o presencia de
fugas en el circuito ventilatorio.
Volumen espirado.
Con frecuencia hay alarmas separadas para valores
altos y bajos del volumen minuto y del volumen exhalado. Los límites
se establecen un 10% a un 15% por encima y por debajo del volumen
prefijado.
Nivel 1. Amenaza vital
• Fallo de alimentación eléctrica
• Interrupción del suministro de gases medicinales
• Avería de la válvula espiratoria
• Aporte excesivo de gas al paciente
• Fallo de ciclado del ventilador
Nivel 2. Amenaza vital potencial
• Fuga del circuito ventilatorio
• Mal funcionamiento del mezclador de aire-oxígeno
• Autociclado
• Relación I:E inapropiada
Nivel 3. Peligro potencial
• Cambio en la mecánica pulmonar
• Presencia de auto-PEEP
Tabla 6. Niveles de prioridad de las alarmas de un ventilador.